welink-logo
Asesoría laboral, ¿Qué es

Asesoría laboral, ¿Qué es

  • Asesoría laboral, ¿Qué es?

     

    Uno de los aspectos que no podemos descuidar nunca, tanto si somos profesionales como empresarios, son las obligaciones legales en materia laboral. Esto incluye desde el envío de las nóminas a los trabajadores a las contrataciones o los pagos a la seguridad social, así como asesoramiento sobre las mejores decisiones en temas laborales. Contar con un buen asesor laboral puede por tanto marcar la diferencia. Ayudando a ahorrar dinero, estar al día con la administración y conseguir buenas relaciones con los empleados. Descubre más sobre las asesorías laborales y su importancia.

     

    ¿Cuál es el perfil de un asesor laboral?

     

    Este profesional debe tener una formación muy definida para poder hacer frente a las responsabilidades en materia laboral de cualquier cliente, sea un profesional autónomo o una gran empresa. Por lo que es fundamental que cuente con conocimientos en las siguientes áreas:

     

    • Derecho laboral. Es fundamental que conozca la regulación en esta materia en todos los territorios, ya que debe velar siempre por la legalidad de la empresa. Así como gestionar deudas, garantías o bienes.

    • Política laboral. El asesor debe crear unas relaciones laborales satisfactorias tanto para el empleador como para el empleado. Combinando la rentabilidad con los derechos de los trabajadores. De esta manera debe gestionar y crear la política de la empresa en cuanto a contrataciones y despidos. Así como conseguir aquellas subvenciones y ayudas posibles en materia laboral que ahorren costes al empresario.

    • Representación. Las asesorías laborales suelen tomar también el papel de actuar como representantes legales de la empresa ante las autoridades o inspecciones laborales.

    • Mediación de conflictos. Otro de los aspectos en los que un asesor laboral debe moverse como pez en el agua es la resolución de cualquier conflicto que pueda surgir entre los trabajadores y la empresa.

     

    ¿Una asesoría laboral sustituye un departamento de Recursos Humanos?

    A pesar de que el trabajo de un asesor laboral está centrado fundamentalmente en la gestión del personal contratado por la empresa, lo hace a nivel administrativo. En ningún caso una asesoría puede llevar a cabo el papel de un encargado de recursos humanos, salvo que se estipule de esa manera, pero no es lo habitual. 

     

    El responsable de RRHH es el que gestiona la incorporación de nuevos empleados de acuerdo a su formación, el desarrollo profesional los trabajadores o su organización. Actuando como mediador entre la propia empresa y la asesoría laboral a la hora de gestionar trámites administrativos.

     

    Funciones de las asesorías en materia laboral

    Tal y como su nombre indica, una asesoría laboral tiene como función principal gestionar todo lo relativo a los aspectos laborales de una empresa. Incluyendo aspectos relevantes como la contratación de empleados, la resolución de conflictos o velar por la economía del negocio en cuanto al personal se refiere. Un asesor laboral debe mejorar la rentabilidad empresarial al mismo tiempo que gestiona trámites con la administración pública y se encarga de que los papeles de los empleados estén al día. Estas son sus principales funciones:

     

    • Asesoramiento en tipos de contratos y convenios colectivos.

    • Envío y elaboración de nóminas de los trabajadores. Teniendo en cuenta devengos, deducciones, bases de cotización, IRPF, etc.

    • Elaboración de contratos laborales, bajas y jubilaciones.

    • Gestión de trámites con las administraciones, Seguridad Social, etc. Altas y bajas de trabajadores, bonificaciones y reducciones de cuota cuando corresponda, así como gestión de incapacidades temporales y otras prestaciones.

    • Representación de la empresa ante las Administraciones Públicas y en litigios con trabajadores.

    • Reducción de costes en materia laboral siempre que sea posible.

    • Asesoramiento en materia de prevención de riesgos laborales.

     

    Casos prácticos en los que puedes necesitar asesoramiento laboral

     

    Es posible que muchas de las tareas que lleva a cabo un asesor laboral puedas realizarlas tu mismo si tienes conocimientos en la materia. Aunque podemos asegurarte que no hay nada como dejar ciertas tareas en manos de expertos para poder dedicarte a lo que más te interesa, tu negocio. Sin embargo, hay algunas situaciones en las que puede ser clave contar con asesoramiento en gestión laboral para conseguir que se resuelvan con éxito y sin suponer un quebradero de cabeza.

     

    • En la gestión de nóminas, políticas de contratación y despidos, así como la tramitación de los seguros sociales necesarios.

    • A la hora de enfrentarte a bajas laborales. Tanto por enfermedad como por accidente.

    • Cuando uno de tus empleados reciba una incapacitación o invalidez. En casos relacionados con accidentes laborales o externos a la empresa.

    • Para negociar los convenios laborales de los trabajadores. El asesor es el que se encarga de realizar todos los trámites y dirigir las negociaciones.

    • Cuando uno de tus trabajadores se jubile.

    • Si te ves en la situación de tener que realizar un ERE, tramitar un concurso de acreedores o gestionar deudas un asesor laboral también puede hacer que este mal trago sea más llevadero consiguiendo los mejores resultados para la empresa.

    Encuentra un contador público
    o un auditor calificado

    front_page_lead

    ¿Eres una Asesoría o Gestoría?

    Registra tu despacho en la plataforma de referencia para las asesorías y gestorías